4 °C
Reino Unido

Policía sigue fallando en políticas de protección infantil

|

Foto: Tomada de Internet.


Por Ulysses Maldonado



La Policía Metropolitana no logró mejorar adecuadamente la forma en que se siguieron las políticas de protección infantil, a pesar de que se les insistió en que dejaban en peligro a los niños, de acuerdo con los resultados de un informe oficial presentado recientemente.


Más del 90% de los 135 casos inspeccionados eran deficientes, dijo la Inspección de Policía y Servicios de Rescate y Bomberos de Su Majestad (HMICFRS).


En un caso, una niña desaparecida de 15 años fue encontrada en la dirección de un delincuente sexual registrado. Otros niños que estaban bajo cuidado y en riesgo de explotación sexual infantil también estaban allí.


La gran carga de trabajo de los oficiales, como consecuencia de los recortes en el presupuesto de la fuerza, pudo haber sido una de las causas parcialmente responsable de los problemas.


De acuerdo con el informe, las áreas de preocupación cubrían el abuso doméstico, la gestión de delincuentes sexuales, los niños desaparecidos, la explotación sexual infantil (CSE) y la detención de niños bajo custodia policial.


En noviembre del año anterior, la inspección detectó deficiencias al por mayor de la fuerza de policía más grande de Gran Bretaña y anunció una serie de inspecciones trimestrales para los servicios de protección de menores de la policía.


Para su tercera actualización trimestral, el HMICFRS, examinó 135 casos como una instantánea de cómo estaban actuando. Se encontró que "algo menos del 93% demostró una práctica policial que necesitaba mejoras o era inadecuada".

Se evaluó que 10 casos se manejaron bien, 64 necesitaron mejoras y 61 fueron inadecuados.


El informe dice: "Las mejoras y la coherencia en la práctica que se han articulado claramente en las expectativas establecidas por los altos cargos a través de numerosos foros, incluido el plan de acción de la fuerza, aún no se están realizando".


El cuerpo de inspectores dijo que la policía no asistió a una reunión con los servicios sociales que estaban preocupados de que los niños pudieran haber sido explotados sexualmente, y que no había registros de que la policía tomara medidas para evitar más peligros del delincuente sexual