5 °C
Londres

Al juez de Grenfell se le pide "respeto"

|


La apertura de la investigación pública de la Torre Grenfell terminó en “jaleos” mientras su presidente parecía despreciar al abogado que representaba a varios de los supervivientes.


Por Ulysses Maldonado

Antes, Sir Martin Moore-Bick dijo, en las salas abarrotadas de gente en Grand Connaught en Holborn, que su investigación "puede y dará respuestas".


Pero la controversia que ha perseguido la investigación volvió cuando Michael Mansfield QC intentó desafiar a Sir Martin.


El descontento había comenzado cuando el juez retirado rechazó las llamadas para que los residentes fueran incluidos como parte de su equipo de asesores, diciendo a la audiencia que "arriesgaría y socavaría mi imparcialidad".


Cuando terminó la audiencia, el señor Mansfield dijo: "Señor, antes de partir, me pregunto si puedo hacer una petición rápida en nombre de los sobrevivientes". El juez, salió de la sala a gritos de "basura" proclamados por los residentes afectados.


Hablando después, Mansfield calificó la salida del presidente como "irrespetuosa". Dijo: "Yo estaba haciendo una petición en nombre de los sobrevivientes para otra reunión preliminar cuando estarían allí como participantes clave, con 

abogados designados para resolver las preocupaciones que han tenido desde el principio sobre todo este proceso".


En su declaración de apertura, Sir Martin reconoció el "gran sentido de la ira y la traición" manifestado por los sobrevivientes del fuego y los afectados por la tragedia, pero indicó que se esforzaría por examinar las pruebas "con calma y racionalidad".


Expresó su esperanza de que la investigación "proporcione una medida de consuelo", agregando: "La investigación puede y proporcionará respuestas a las preguntas urgentes de cómo un desastre de este tipo podría ocurrir en Londres del siglo XXI".


Pero los supervivientes marcaron el proceso como un "encubrimiento". La investigación se centrará en las causas inmediatas del incendio antes de escudriñar las acciones del concejo junto con la reconstrucción de £8.6million.