16 °C
América Latina

¿Debilidad de Maduro?

|



Por Carmen Chamorro García

La medida a favor del cambio de condiciones de prisión del preso político, activista y opositor al régimen bolivariano, Leopoldo López evidencia la primera victoria de la resistencia y la debilidad del gobierno de Nicolás Maduro, así de tajante se muestra el abogado y presidente de la Plataforma Democrática de los Venezolanos en España, William Cárdenas.


En una entrevista personal concedida a esta corresponsal, William Cárdenas, desconfiando de la nueva medida, (Leopoldo López sale de la cárcel, bajo arresto domiciliario como el alcalde Antonio Ledesma), ha querido dejar claro que esta salida de López de la prisión para ir a su casa, es un éxito que se debe a la lucha de la resistencia en las calles, lo que ha conducido a una grave crisis de gobernabilidad. “Es urgente que continúe el clima de conmoción, sin abandonar la lucha, porque el gobierno da este paso, amparado y dictando medida humanitaria a favor de López, anunciada por el presidente de la Sala de Casación Penal del TSJ, Maikel Moreno. Si bien, no hay que olvidar los más de 300 presos políticos por ir contra Maduro en condiciones infrahumanas”.


Esta medida, en la que el preso político más relevante de Venezuela se encuentra en su casa, cumpliendo arresto domiciliario, implica que el mandatario venezolano acaba de mover una pieza del tablero de ajedrez, teniendo en cuenta que son ya cien días de manifestaciones de parte de la juventud venezolana por alcanzar la Libertad y Democracia. “La presión en las calles y la presión de la Comunidad Internacional ponen de manifiesto los últimos días que le quedan a Maduro y lo coloca contra las cuerdas”.


Según Cárdenas, el gobierno bolivariano da este paso, a sabiendas, que también adquiere ventajas políticas. Bajar la presión e intensidad de la protesta y desdibujar la imagen del mas importante líder de la oposición es la intención y nueva estrategia de la Inteligencia cubana, según Cárdenas. “Veremos ahora, si este paso se convierte en éxito o en fracaso rotundo”, ha afirmado Cárdenas.


Dado que no se va a poner freno al ritmo en las calles y la intensidad de la lucha, la catarsis no ha hecho más que empezar ante un país convulso frente a la represión, la desnutrición, la escasez de medicamentos y la ausencia de seguridad personal y jurídica.


El abogado de gran prestigio internacional, William Cárdenas no estima la hipótesis de una posible guerra civil en los próximos días, ante la inexistencia de dos bandos en posesión de armas. Lo que si ha anunciado a este corresponsal es que, antes del 30 Julio (fecha en la que se convoca a la elección de la Asamblea Nacional Constituyente, ANC) la activación del Plan República, anunciado recientemente por Maduro, se hará efectiva, lo que implica que el Ejército saldrá a las calles para proteger los centros de votación y brindar seguridad. “Estaremos expectantes ante la reacción de las Fuerzas Armadas en las protestas. Esta será la auténtica prueba del algodón”. Por lo visto, la Guardia Nacional, junto con la Policía Nacional Bolivariana y los Colectivos armados (bandas armadas y grupos paramilitares, que emplean la violencia impunemente contra los opositores, en palabras de Cárdenas) han constituido las fuerzas represoras frente a los manifestantes.


En este sentido, la gran interrogante es si existe o no facción del Ejército (COMACATE), capaz de ponerse de parte de la población opositora, lo que daría lugar a la salida inmediata del poder de Nicolás Maduro.