12 °C
Londres

Todo lo que se sabe hasta ahora del ataque al Parlamento

|


Arelys Goncalves

La primera ministra, Theresa May, dijo tajantemente durante su discurso en la Cámara de los Comunes que ni el Parlamento ni el Reino Unido se dejarán intimidar por los ataques y que el público continuará con su vida cotidiana. "Que este sea el mensaje de esta casa y de esta nación hoy", destacó. "No tenemos miedo", ratificó profundamente conmovida pero con determinación.


Mark Rowley, jefe de la unidad antiterrorista de la Policía Metropolitana de Londres, informó que se realizaron diferentes allanamientos en la capital británica, en Birminghan y en otras ciudades y se llevó a cabo la detención de 8 personas. 


Luego, la policía anunció detalles sobre el atacante, identificado como Khalid Masood, de 52 años de edad y nacido en Kent, al sur de Inglaterra, quien aparentemente actuó solo durante el incidente. Masood, quien murió tras haber sido neutralizado por un efectivo, ha sido nombrado hasta ahora como el único responsable del ataque que provocó la muerte a tres personas y desencadenó su propia muerte.


Durante el ataque en el patio del Parlamento, el oficial de la policía, Keith Palmer, perdió la vida al intentar detener al atacante que consiguió herirlo fatalmente con un arma blanca. La tragedia había comenzado pocos minutos antes cuando el atacante, que se trasladaba por el puente de Westminster en un Hyundai gris, embistió contra un numeroso grupo de peatones que caminaba por el popular puente, poco antes de estrellarse contra las rejas del Parlamento. Según testigos, luego de arrollar a decenas de personas, el hombre se abalanzó con un cuchillo a las puertas del Parlamento en donde hirió mortalmente al oficial que trató de detenerlo.


La ministra May había anunciado en el Parlamento que el agresor era conocido por los servicios de inteligencia británico que lo había investigado por posibles "vínculos extremistas". Sin embargo, nunca había sido asociado a ninguna acusación relacionada con el terrorismo. En todo caso, el autodenominado Estado Islámico, ISIS por sus siglas en inglés, se adjudicó el atentado y llamó a Khalid Masood su "soldado".


El resto de la ciudad trató de mostrar su mejor rostro y los establecimientos turísticos y comerciales han abierto sus puertas en un intento por volver a la normalidad. Londres es una de las ciudades más visitadas del mundo y las zonas populares estuvieron llenas de turistas. Oxford Street, una de las calles más famosas de Europa, estuvo tan transitada como de costumbre. Las diferentes estaciones de metro estuvieron funcionando y animaron a los usuarios con mensajes alentadores. En las redes sociales, una de las frases más repetidas ha sido la expresada por May durante una de sus alocuciones, "no tenemos miedo".


Al final del día, a las 6 de la tarde, el alcalde de Londres convocó una vigilia en la Plaza de Trafalgar, a pocos minutos del Parlamento y a una distancia muy corta de la residencia oficial del Gobierno británico.


El ataque del pasado miércoles tuvo lugar en pleno corazón de Londres, un espacio frecuentado por turistas de todo el mundo. Entre los heridos han sido identificadas personas de por lo menos 12 países. En total, el ataque dejó 4 muertos y más de 30 personas resultaron heridas.