3 °C
Perfiles

Embajador de Honduras, Iván Romero Martínez: "Tenemos una colonia trabajadora y con un gran espíritu de integración y solidaridad"

|


Arelys Goncalves

La comunidad hondureña en el Reino Unido no es una de las más numerosas pero su representación diplomática ha logrado destacar en el panorama como una de las más conocidas y reconocidas, incluso con el respaldo del resto de las delegaciones de Latinoamérica y de muchas otras que conviven en el país. Uno de sus mayores secretos, el carisma, la experiencia y la fraternidad que transmite quien lidera este cuerpo diplomático, el embajador Iván Romero Martínez. Su tono amable, sosegado y risueño, así como sus más de 40 años de carrera dan a embajada de Honduras una imagen única con un alto sentido de compromiso y fraternidad.


Precisamente esa idea es la que se percibe desde el principio en el cuarto piso del pequeño edificio frente a la estación Baker Street, en donde se encuentra la embajada hondureña. La bandera nacional y unos afiches de algunos lugares turísticos del país reciben a quienes visitan sus oficinas y tienen la oportunidad de compartir una conversación amena con la delegación, aromatizada nada más y nada menos que por uno de los mejores cafés del mundo. Una sola taza resume en pocos sorbos la exquisitez de una bebida que sabe a Latinoamérica, en otras palabras, a hogar.


Sin mayores protocolos y casi de inmediato, el embajador Romero Martínez recibe sonriente a quienes lo solicitan. Sus varias décadas de trabajo diplomático le han permitido conocer a fondo la cultura de muchos países y, desde la particularidad de un acento, hasta el origen de un apellido, no hay detalle que se le escape.


Son muchos los temas de los que puede hablar y en la entrevista con Express News, el tiempo se volvió insuficiente para conocer más detalles de su carrera. Todavía quedaron pendientes temas que destacar y anécdotas que contar, muchas de las cuales son la radiografía de una larga hoja de vida que todavía se sigue escribiendo y acumulando reconocimientos y logros.



Más de cuatro décadas de trabajo

El camino profesional de este diplomático hondureño nacido en Olanchito ha sido extenso y activo. Tal como el propio embajador describió, ha sido funcionario del Servicio Exterior de Honduras desde 1971 y sus inicios fueron luego de prepararse académicamente. A través de los años, ha logrado escalar posiciones por sus méritos profesionales de acuerdo con las leyes establecidas en su país. "Soy diplomático de carrera, no soy político", resaltó, al mismo tiempo que comentó: "ingresé al Servicio Exterior por medio del examen de oposición. Comencé de abajo hacia arriba, como debe ser", recalcó.


Sus primeros pasos los dio por la puerta grande en Washington en una misión que representó un rol muy importante, cargado de mucha responsabilidad como vocero de su país. Luego de esta experiencia, a la lista se han sumado Canadá, Suiza, España, Egipto, Marruecos, República Dominicana, Haití, Jamaica y Colombia. Dentro de la Unión Europea, ha estado en Bélgica, Luxemburgo, Holanda, Suecia, Finlandia, Noruega, Dinamarca y, en dos ocasiones, ha sido designado como embajador en el Reino Unido, la primera vez fue en 1997 y la segunda en 2008, cuando volvió para reemplazar a su hijo, Iván Romero Nasser, quien era el jefe de la misión. Otros de sus roles han sido como embajador ante la Organización de las Naciones Unidas en Nueva York entre 2006 y 2007 y, en Honduras, como Asesor Presidencial en Relaciones Internacionales con rango de Ministro.


En cada una de las sus designaciones ha ratificado sus principios y su compromiso con la democracia y el derecho de los ciudadanos, una visión que tal vez responde a las ideas de su padre, el escritor, periodista y político Dionisio Romero Narváez. Se considera un fiel defensor de los derechos de los ciudadanos: "Soy democrático y defensor de los Derechos Humanos. Tengo una pasión por la libertad en todo sentido y por la lucha contra la corrupción", agregó.


Una comunidad pequeña pero unida

Como embajador de Honduras, sus competencias abarcan el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte. Su trabajo ha sido una continuidad de las relaciones que una década atrás había iniciado durante su primera estadía en la misión. En cuanto a la comunidad, comentó que ha ido creciendo poco a poco y se ha destacado por ser un ejemplo para el país: "tenemos una colonia trabajadora que honra el país, sin problemas y con un gran espíritu de integración y solidaridad", resaltó.


El número residentes no es muy alto. Por el contrario, el diplomático hondureño indicó que solo unos 500 nacionales están registrados y, para su tranquilidad, todos tienen un perfil muy positivo: "son profesionales, estudiantes, empresarios y algunos que han emigrado en busca de oportunidades", describió. Manifestó su satisfacción por representar a una comunidad valiosa de la que se siente muy orgulloso: "para mí siempre es un placer recibir a mis compatriotas. Las puertas de nuestra representación diplomática están abiertas para todos. Con cada hondureño que llega a mi oficina me tomo un cafecito y platico sobre su situación en el Reino Unido", agregó sonriente.


Reino Unido, una relación de cooperación

Parte de su trabajo es mostrar al resto de las comunidades los logros y las riquezas de su país. Explicó que, entre otras actividades, se han encargado de tener una presencia activa en ferias regionales y mundiales. "Exhibimos películas, promovemos la presentación de artistas hondureños y el turismo y propiciamos conferencias. Justamente, acabo de estar en la Universidad de Derby donde fui expositor en una importante conferencia sobre política mundial", comentó.


A propósito de las relaciones de su país con el Reino Unido, las describió como muy favorables. En sus propias palabras: "tenemos una relación de mucho entendimiento y cooperación. Hemos firmado acuerdos culturales, de promoción comercial y de alianzas públicas y privadas". Explicó que en el sector educativo tienen seis becarias hondureñas financiadas por el Gobierno británico que están terminando sus maestrías e informó que ya fueron seleccionadas seis 

nuevas participantes.


El portavoz de los embajadores

Además de cumplir con sus funciones regulares, lleva la responsabilidad de representar las 20 repúblicas latinoamericanas con embajadas en el Reino Unido, a través de su rol de decano del Cuerpo diplomático de América Latina ante la Corte de St. James.Desde 2014 ha desempeñado este cargo que tiene, entre otras misiones, ser el portavoz y el contacto regional con el ministro de Relaciones Exteriores del Reino Unido y con el mariscal de la reina de Inglaterra.


Recientemente, en apoyo a las actividades organizadas en la comunidad latina, participó en la celebración del Mes del Amigo que se inició este mes y en la que se incluyen eventos dedicados a varios países. En diversas oportunidades ha manifestado su respaldo a este tipo de eventos y ha destacado la importancia de difundir la riqueza cultural de los pueblos latinoamericanos y la contribución que los inmigrantes realizan al desarrollo del país que los ha recibido.


Como reconocimiento a su profesionalismo y dedicación, en 2015 fue distinguido como Diplomático del año por Centro América y América del Sur. El premio, otorgado por la Academia Diplomática de Londres, el Cuerpo Diplomático y Diplomat Magazine, se realiza a partir de una votación según los méritos de quienes participan. Este reconocimiento tiene un valor muy significativo para su carrera y, durante la ceremonia a la que asistieron más de 100 embajadores y altos comisionados, Romero Martínez aprovechó para dedicar el premio a su país, a su familia, a su personal diplomático en los diferentes países en los que ha estado y a los pueblos del mundo.


Café hondureño, uno de los mejores del mundo

En 2015 también fue elegido como presidente del Consejo de la Organización Internacional del Café (OIC), durante la celebración de las sesiones realizadas en Milán, Italia. Este nombramiento ha sido asumido por el embajador como un reconocimiento a los productores cafetaleros de Honduras y a sus las familias que trabajan en este sector, así como a las organizaciones cafeteras y el Gobierno, que trabajan de manera conjunta para mejorar el rubro.


Un año antes había sido elegido por unanimidad como vicepresidente del Consejo de esta organización intergubernamental con sede en Londres que reúne a los países exportadores e importadores . Los Gobiernos que lo integran representan el 94 por ciento de la producción mundial y más del 70 por ciento del consumo de café en todo el planeta.


Dentro de esta organización, Honduras juega con papel importante debido a su alta exportación y participa activamente en los proyectos de la OIC. Tal como explicó Romero Martínez, "Honduras ocupa el sexto lugar mundial en la exportación de café, el tercero a nivel regional y el primero a nivel Centroamericano", especificó. El avance de su país en este rubro es uno de los mayores logros para sus habitantes: "puedo decir con mucho orgullo que el café hondureño es uno de los mejores del mundo", resaltó.


Fiesta nacional

El embajador mencionó algunas fechas importantes en la agenda de actividades para los próximos días y una de ellas es el 15 de este mes, día en el que Honduras, junto a Costa Rica, El Salvador, Guatemala y Nicaragua, celebra 195 años de su independencia. Fue en esa fecha pero en 1821 que se logró la libertad de los cinco países centroamericanos y la comunidad hondureña celebrará la fecha con un evento organizado para el sábado 17 de Septiembre. "Celebraremos con nuestra colonia la fiesta de la Independencia Nacional que se convierte año tras año en un inolvidable encuentro, lleno de espíritu de unidad y de amor a Honduras", comentó el diplomático quien, además, destacó que el 13 de octubre se realizará un encuentro con la juventud que reside en Londres y en el que se expondrán diferentes planteamientos en beneficio del país.