3 °C
Especiales

¿Cómo saber que encontraste al amor de tu vida?

|

Imagen tomada de culturacolectiva.com


Redacción

No es una tarea fácil, ni tampoco debe convertirse en una fijación cada vez que tengas una pareja. No hay que olvidar que cada persona es un mundo y por ende todas las historias de amor son diferentes.



Cuando llevas mucho tiempo con alguien comienzas a preguntarse si esa persona es el amor de tu vida, con el que te vas a casar o vas a armar un hogar. Contestarte eso te puede tomar bastante tiempo y lo más probable es que no halles una respuesta con la que te sientas a gusto. Tal vez sientas temor de pensar positivamente o al contrario, eres muy negativa como para imaginar algo bueno.



No tenemos la fórmula mágica ni la respuesta concreta de esa duda que cruza por la mente de muchos. Lo que sí conseguimos fueron algunas cualidades, características o señales que te mostraran que estás con el o la indicada.


1. Te sorprende sin ninguna razón sólo para ver una sonrisa en tu cara. Con pequeños detalles trata de hacerte feliz sin importar que sea un día o fecha especial.



2. Te escucha. Realmente presta atención cuando le hablas. Por lo tanto tiende a darte una respuesta a lo que dices o aconsejarte si lo necesitas.



3. Te extraña cuando te has ido. Pero también puede vivir su vida cuando están demasiado separados. Le haces falta pero no eres su necesidad. Lo cual está muy bien. No se trata de depender el uno del otro, si no de valorar el tiempo cuando están juntos y entender cuando no pueden compartir tantos momentos.



4. Puedes imaginar tu futuro a su lado. Miras hacia un futuro y ahí está esa persona. La vez contigo soñando y logrando cada meta que te ha planteado en la vida.



5. Realmente la/lo quieres en tu vida. Sabes que quieres que esté ahí para ti. Que es y será tu apoyo por el resto de los días. No dudarías un instante en escogerla/lo una y otra vez.



6. Tú no lo/la amas solamente como a un amante, lo amas como a una persona. No es solo por el sexo ni por el placer y todo lo bonito que sienten cuando están juntos. Se trata de quererlo/la como persona, por sus cualidades y características que lo/la hacen único/a.



7. Ambos tienen intereses y objetivos similares. Son diferentes pero van por el mismo camino. Por lo tanto es fácil luchar juntos para conseguir hacer realidad lo que imaginan.



8. Te enseña cosas nuevas. La vida es un constate aprendizaje, y aprendemos bastante de quienes nos rodean. Qué mejor manera de tener un maestro/a en casa que siempre tenga algo nuevo por enseñarnos con amor.



9. Quiere lo mejor para ti. No importa qué tan difícil esté la situación o lo que suceda en su vida, siempre busca la forma de que estés bien y lo consigue.



10. Siempre te hará crecer. Te mostrará que el recorrido no es fácil pero que puedes superar cada obstáculo y ser más de lo que eres hoy.



11. Te podrá ayudar cuando necesites apoyo. Estará dispuesto/a para ti cuando sea necesario. Será tu amigo/a en esos momentos en los que sientes que has perdido muchas cosas.



12. Te hará un cumplido aun cuando no se lo pidas. Así como llegan los detalles inesperados que te hacen feliz, también llegan las frases bonitas en momentos menos pensados que te hacen sonreír.



13. Se lleva bien con tu familia. Hay un trato adecuado con la familia. No hay odios sino una relación respetada con la familia del otro, además de compartir en ciertos días especiales.



14. Cumplirá sus promesas. No prometerá cosas que no cumplirá y se esmera en hacer realidad lo que ha dicho.


15. Tus amigos son como los de ella/él. Se respetan las amistades pero también las comparten. Pueden disfrutar de una salida de amigos sin problema alguno.



16. Tus caprichos le molestan un poco, pero no terminarán por eso. Si bien todos tenemos defectos y cosas por mejorar, pero la otra persona lo entiende y trata de hacerte corregir. No es una razón para acabar una relación fortalecida.


17. Nunca es grosera/o o hace comentarios hirientes. Nada de malas palabras y malos tratos. Los golpes más fuertes los hacen las palabras hirientes.



18. No hace comentarios negativos de tu apariencia. No se dedica a resaltarte aquello que sabe que te acompleja, al contrario, se dedica a mirar tus atributos y a aumentar tu amor propio.



19. Cuando tienen una pelea no se insultan. Las peleas van a estar allí, pero lo importante es que no se deje llevar de la ira y corra insultarte. Busca la manera de solucionar el problema sin hacerse daño.



21. Si tienes un mal día, sabes que pueden sobre eso. Como compañero, estará dispuesto a hablar contigo en aquellos días con menos color.



22. Será honesto contigo y apreciará que hagas lo mismo por él. La honestidad es parte clave y debe ser mutua. Ambos valoran la sinceridad, por ello es necesario una muy buena comunicación.