3 °C
América Latina

Aportes para la construcción de la paz en Colombia

|

Imagen zonacero.com


Por Carmen Chamorro García, directiva del CIP/ACPE y miembro de ADESyD

Banco de Desarrollo de América Latina pone a disposición de la República de Colombia importantes recursos financieros y asistencia técnica para la construcción de la paz y la generación de mejores oportunidades. En este sentido, el presidente ejecutivo de CAF, Enrique García, celebró la firma del acuerdo de cese al fuego bilateral y definitivo entre el Gobierno de la República de Colombia y las FARC-EP y anunció que la institución financiera latinoamericana contempla aprobar USD 1 500 millones a favor del país, en el período 2016 - 2018, destinados a financiar proyectos que generen las condiciones y oportunidades para el fortalecimiento de la paz y contribuyan a cerrar las brechas de desarrollo.


Con la provisión de estos recursos, CAF se une a los esfuerzos de todos los sectores de la sociedad colombiana para lograr una paz duradera y una convivencia armoniosa que impulse el desarrollo económico y social, que sea eficiente, inclusivo y ambientalmente sostenible. «Los acuerdos representan una oportunidad inigualable para Colombia y para el fortalecimiento de la paz y el progreso en toda la región» afirmó Enrique García. «CAF está al lado de Colombia para aportar su experiencia y recursos financieros en áreas clave para su crecimiento».


Asimismo, el país podrá afrontar con mayor ímpetu los principales retos del desarrollo: desde la transformación productiva, la reducción de las desigualdades y de la pobreza, hasta el cierre de brechas entre las zonas rurales y las urbanas, la modernización de sus infraestructuras y el fortalecimiento institucional.


Las líneas estratégicas del trabajo de CAF para los dos próximos años contemplan el financiamiento de vías terciarias para mejorar la conectividad de territorios afectados por el conflicto; la dotación de servicios de riego y drenaje para aumentar la productividad del campo; el apoyo a la construcción de infraestructura educativa; el fortalecimiento de cadenas productivas; el financiamiento de proyectos de movilidad y logística en ciudades; el desarrollo de capacidades de liderazgo y gobernabilidad a nivel municipal; y la formación de nuevos líderes.


Los fondos, de hasta USD 1 500 millones, se implementarán a través de operaciones de crédito para el sector público y privado y de asistencia técnica. CAF desempeñará también un importante rol catalítico al atraer recursos que contribuyan con el proceso de construcción de la paz a través del desarrollo sostenible.