15 °C
Reino Unido

Triunfo del "Brexit" desencadena renuncia de David Cameron y un posible referendo de independencia en Escocia

|


Alex Fargier y Arelys Goncalves

Con un porcentaje bastante ceñido y sentimientos de angustia y celebración encontrados, este jueves el Brexit resultó el ganador con la mayoría de los votos. Contra algunos pronósticos, el 51.9 % de los electores decidieron que el mejor camino para el Reino Unido es salir de la Unión Europea, mientras que un 48.1 % favoreció la opción de permanecer como parte del bloque. Ante la derrota, el primer ministro David Cameron reconoció los resultados en un emotivo mensaje enviado desde la residencia oficial, en el número 10 de Downing Street.


"El pueblo británico votó para dejar la Unión Europea y su voluntad debe ser respetada, es una instrucción que debe cumplirse", afirmó Cameron. Sin embargo, aseguró que aunque él trabajará en todo lo que pueda para hacer que la decisión del pueblo sea beneficiosa para el país, considera que los lineamientos y las negociaciones con la UE deben ser llevadas a cabo por un nuevo liderazgo: "Creo que no sería correcto para mí ser el capitán para llevar al país hacia esa dirección", dijo.


El mandatario adelantó que durante la próxima reunión en la Unión Europea, explicará la decisión del Reino Unido y su determinación de renunciar a su cargo. Cameron, de 49 años, anunció que el nuevo primer ministro debería estar en funciones antes del mes de octubre, cuando tendrá lugar la próxima conferencia del Partido Conservador. En 2005 el mandatario fue electo líder del Partido Conservador y se convirtió en primer ministro tras las elecciones generales de 2010. Cinco años más tarde logró la reelección gracias a una campaña que incluía la promesa de realizar un referendo para decidir sobre el destino del Reino Unido en la UE.


El futuro primer ministro puede ser electo directamente por el Partido Conservador sin que sea necesario convocar a nuevas elecciones. Ante la decisión de Cameron de renunciar a su cargo, han surgido como posibles sucesores el exalcalde de Londres, Boris Johnson, quien se presenta como el favorito, seguido por la ministra del Interior, Theresa May y el ministro de Justicia, Michael Gove.


Otro de los afectados con el resultado del referendo fue el líder del Partido laborista, Jeremy Corbyn, quien podría recibir una moción de confianza por parte de su partido.


La primera ministra escocesa, Nicola Sturgeon, cuestionó el resultado y no descartó la realización de un nuevo referendo para plantear la independencia de su país, tras la preferencia mostrada por los 32 distritos electorales escoceses por seguir en la UE.


Entretanto, el alcalde de Londres, Sadiq Khan, uno de los representantes del "Remain", envió a través de su cuenta de Twitter un mensaje de solidaridad a los inmigrantes europeos: "A todos los europeos residentes en Londres, aquí son bienvenidos".


UKIP declara "día de la independencia"

Los grandes triunfadores de la contienda fueron el fundador del Partido de la Independencia del Reino Unido (UKIP), Nigel Farage, y el exalcalde conservador Boris Johnson, quienes estuvieron a la cabeza de la campaña del Leave. Farage, acusado de mantener un discurso antiinmigrante y antieuropeo, celebró el éxito de su campaña y "declaró" el 23 de junio como el "día de la independencia británica".


Por su parte, Johnson dijo que ahora el Reino Unido tiene una "gloriosa oportunidad" para llevar a cabo la aprobación de sus propias leyes, establecer sus propios impuestos y controlar sus fronteras, parte de los argumentos que se utilizaron como bandera durante la campaña. Aseguró además que no habrán cambios a corto plazo.


La ultraderecha europea pide aplicar la consulta a otros países miembros

La líder francesa del Frente Nacional, Marine Le Pen, el holandés Geert Wilders, representante del Partido de la Libertad y Matteo Salvini, de la Liga Norte Italiana, manifestaron su apoyo al Reino Unido, tras resultar como vencedora en el referendo la opción del Brexit. Los voceros políticos coincidieron que la Unión Europea va rumbo al colapso y calificaron el bloque como antidemocrático y perjudicial para la economía de sus países.


En una entrevista transmitida en la televisión francesa, Le Pen calificó los resultados como "una buena decisión" y manifestó que se sentía feliz tras conocer la noticia debido a que los pueblos europeos deben ser "libres y soberanos". En su cuenta Twitter, la vocera del Frente Nacional pidió una vez más realizar el mismo referendo en Francia para conocer la opinión de sus habitantes.


Por su parte, Wilders dijo que el Reino Unido está guiando el camino hacia la liberación. A su juicio, "el pueblo holandés merece también tener un referendo". Entretanto, desde Italia, Matteo Salvini agradeció al Reino Unido por la decisión y afirmó: "Ahora nos toca a nosotros".


El Brexit ganó con cerca de un 52% con el apoyo de Inglaterra y Gales, mientras el IN (permanecer en la UE) contó con el respaldo mayoritario de Escocia, Irlanda del Norte y Londres.


Conmoción entre la comunidad latina

El descontento y el nerviosismo entre los miembros de la comunidad se hicieron sentir luego de conocer las cifras oficiales. La incertidumbre sobre cuáles serán los cambios que se aplicarán ha generado una ola de angustia y preocupación. La organización LAWRS (Latin American Women's Rights Service) informó a través de su página de 

Facebook que lamentaba los resultados del referendo. "Queremos asegurarles que los cambios van a tomar tiempo y que es probable que se establezcan acuerdos con otros países europeos. La salida no se hará con efecto inmediato. Como organización fortaleceremos nuestro trabajo por la lucha de los derechos de las mujeres migrantes en el Reino Unido".


Por su parte, la Coalición de Latinoamericanos en el Reino Unido (CLAUK) también lamentó el triunfo del Brexit y aseguró: "como coalición y como latinoamerican@s seguiremos luchando por nuestros derechos, por una mayor participación política, y por visibilizar el importante rol de nuestra comunidad en el Reino Unido".


Habla la calle

Posiciones encontradas fueron el punto clave en el debate espontáneo que surgió en las calles, lo que refleja una crisis en el país, no solo en lo político sino de identidad. Amy, una ciudadana inglesa que conversó con el equipo de Express News dijo estar afectada por la decisión: "Es terrible, muy triste y bastante sorprendente, yo estaba totalmente convencida de que no pasaría". Steve, quien trabaja en la City, se mostró decepcionado luego del resultado del referendo, sin embargo admitió que se trataba de la voluntad del pueblo, "No me lo esperaba, pero veremos si funciona".


La otra cara de la moneda fue la expresión de alegría en el rosto de los "Brexistas". Meredith Loyd calificó el resultado como fantástico, una victoria para el coraje, el optimismo y la democracia. Creo que la libra se recuperará en cuestión de días. Espero que la UE aprenda algunas lecciones importantes de cómo tratar a sus Estados miembros. Necesita una reforma urgente y sincera".


Tras los resultados del referendo, la moneda británica sufrió una caída del más del 10% con respecto al dólar, cotizándose a su precio más bajo desde 1985. Sin embargo, horas más tarde registró una leve mejoría.