7 °C
Especiales

Una charla con la fotoperiodista venezolana Betty Zapata «En Latinoamérica están las historias que quiero contar»

|

P20FOTO1BETTYZAPATA


Arelys Goncalves

Graduada en periodismo y con una nutrida formación en radio, televisión y prensa escrita, Betty Zapata se ha convertido en uno de los nombres con más distinción en el tema de la crisis sanitaria que enfrenta su país natal. Con su incursión en el fotoperiodismo, la experimentada periodista, nacida en Coro, al occidente del país, logró extraer la cruda realidad de los hospitales en Venezuela y plasmarla en imágenes que ahora muestra al resto del mundo.


Su reconocida investigación X-Ray, expuesta en 2014 como trabajo final de su maestría en el London College of Communication y realizada de manera clandestina en Venezuela debido a las restricciones gubernamentales, se ha exhibido en varias galerías de la capital británica convirtiéndose en una de las principales banderas de quienes intentan denunciar el deterioro de los servicios sociales públicos.


P21FOTO3HOSPITALES


En 2015 las imágenes reunidas en nueve hospitales del país llegaron incluso al noticiero estelar del canal de TV británico Channel 4. La periodista Zapata se encargó de realizar, bajo la coordinación del productor James Brabazon, un reportaje detallado que mostró el rostro menos favorecido de la revolución bolivariana.


Lo que empezó como un pequeño hobby se ha convertido en la mejor arma de Betty Zapata para capturar los problemas más serios y menos difundidos de América Latina, con la intención de darles realce desde la capital británica.


En 2009, año en el que llegó a Londres con la idea de reforzar el inglés, Betty encontró refugio en la primera cámara que compró en Londres y, sin pensarlo mucho, se inscribió en un brevísimo curso de fotografía que la llevó más lejos de lo que esperaba. Con una experiencia profesional, perfilada además por la agitación noticiosa venezolana, Betty se inició sin querer en un nuevo entorno laboral.


Con cada clic crecían sus inquietudes por aprender y mejorar lo que practicaba, mientras averiguaba la manera de fusionar su corazón periodístico con un nuevo talento. En 2012 ya contaba con una carrera en fotografía en el City of Westminster College. 


Su primer trabajo documental, El binge drinking, como se le llama a la manera desmedida de ingerir alcohol de los ingleses, le otorgó una distinción y las ganas de seguir en el camino que ya se había trazado. Express News conversó con ella para conocer de primera mano lo que ha significado su cambio de rumbo profesional y sus vivencias al exhibir desde fuera el viacrucis en el que se ha convertido vivir en Venezuela. Uno de los países más polarizados y violentos de la región, afectado además por severos racionamientos eléctricos y el desabastecimiento de medicinas y alimentos básicos.


¿Cómo surgió X-Ray?

Ese fue mi proyecto final del máster de Fotoperiodismo y Fotografía Documental en el London College of Communication. Al principio quería hacer una investigación que diera a entender la situación general del país, pero tal vez la intuición periodística me hizo pensar que con tantas imágenes podía ser muy confusa la información y por eso me dediqué solo a los hospitales. El trabajo final consistió en una selección fotográfica y un periódico que escribí con la ayuda de la periodista Lissette Cardona, del diario venezolano El Nacional.


¿Fue difícil conseguir fuentes de información?

En Venezuela algunos doctores no se atrevían por miedo pero me ayudaron a conseguir a otros que estaban dispuestos a contar lo que estaba pasando. Yo entré prácticamente escondida a los hospitales, me vestía de la manera más sencilla para pasar desapercibida y gracias al personal médico, a las enfermeras e incluso a algunos pacientes que me dejaron entrar como si fuera parte de la familia fue posible mostrar la situación de nueve hospitales del país.


¿Qué fue lo más grave que viste?

Miseria y suciedad, la falta de medicamentos que ya estaba empezando, el trabajo duro que hacían las enfermeras y los doctores por la falta de insumos, las áreas fuera de funcionamiento por filtraciones. Vi gatos, perros, zancudos y hasta cucarachas, noté que no había un control adecuado de los desechos por falta de material adecuado para depositarlos. Vi a los niños enfermos y a los familiares tratando de ayudarlos.


P21FOTO4GATOHOSPITAL


¿Qué fue lo que más te afectó?

El sufrimiento de la gente. Sentir que no tenía cómo ayudarlos, escuchar las historias de quienes están desprotegidos por el Gobierno y a la vez con miedo. Algunos no querían hablar por temor a perder la poca ayuda que estaban recibiendo.


¿Temiste por tu seguridad y la de la gente que te ayudó?

Al principio me daba miedo por las personas que me estaban acompañando, no quería exponer a nadie, pero llegó un momento en que sentía que debía terminar el proyecto porque la indignación era muy grande.


¿Cuál fue la respuesta del público que vio la exhibición X-Ray?

En 2015 cuando fue presentado, las reacciones fueron diversas, unos se impactaron mucho por lo que veían, mientras otros me decían: «lo mismo pasa en África». Yo tenía que explicar que era en Venezuela, pero que la gente no tenía acceso a ellas porque los medios no estaban autorizados a mostrar esa realidad.


¿Dónde se ha exhibido el proyecto?

El proyecto fue seleccionado entre los finalistas del FreshFaced+WildEyed 2015 de la The Photographers' Gallery, una de las galerías más importantes de Londres. Allí fue presentado y reconocido entre los más destacados del año en todo el Reino Unido.


¿Cómo te sentiste con este reconocimiento?

Me dio una gran satisfacción, no solamente porque se reconoce el trabajo sino también porque yo quería que la gente viera lo que está pasando en Venezuela y esa fue una gran plataforma para empezar a difundirlo.


¿Qué te llevó hasta Channel 4?

El productor y periodista inglés James Brabazon me contactó porque había visto la exposición en la universidad y pensaba mostrar el material en el segmento del noticiero de la noche dedicado a temas internacionales. Coordinamos juntos y el producto final fue un reportaje de poco más de 4 minutos con subtítulos en inglés que se transmitió en julio del 2015 con el título Hospitales venezolanos en terapia intensiva (Venezuela's hospitals on life support).


¿Qué significó para ti realizar este reportaje para la televisión?

Que haya salido en Channel 4 fue un logro que yo jamás me imaginé y en Venezuela muchos medios digitales lo reprodujeron. A la gente le gustó mucho el trabajo y mi Twitter se llenó de felicitaciones. Luego de ese primer contacto, Channel 4 me pidió que los ayudara a buscar colaboradores para realizar un trabajo más completo titulado Find My Kid Drugs que se tras marzo de este año. 


mitió en 


¿Tienes otros proyectos en mente?

Sí. Hace poco estuve en Colombia para una nueva investigación que espero exhibir en pocos meses. No me gustaría dar muchos detalles porque todavía no está listo pero lo que puedo decir es que fue un trabajo muy duro emocionalmente y reúne historias desgarradoras.


¿Qué buscas expresar con tus fotos?

Destacar los temas a los que no se les presta mucha atención. Es grato sentir que de alguna manera estoy ayudando a la gente. Siento que en muchos casos, como el de los hospitales, la gente ha escuchado lo que está pasando pero nadie lo expone, nadie muestra los rostros de quienes sufren, y el hecho de darle voz a alguien que no tenga cómo llegar a un medio es muy importante.


P20FOTO2BETTYBANDEJA


¿Crees que se puede hacer un fotoperiodismo objetivo?

Humanamente es imposible hacer algo completamente objetivo. Siempre los sentimientos van a estar involucrados porque si tú te apasionas por la historia y si ves a la gente sufriendo, es imposible que no sientas la tragedia.


¿Qué es lo que te hace sentir más satisfecha?

Con lo que hago tal vez no logre cambiar la historia porque al final es solo una voz entre tantas que existen, pero el hecho de que alguien vea las fotos, que toque a una persona, ya eso es bueno.


¿Cuáles son tus planes a futuro?

Centrarme en la fotografía. Quiero seguir enfocada en temas de Latinoamérica, es de donde vengo, es lo que me apasiona y allí están las historias que quiero contar. Mi meta es hacer dos proyectos por año y sobrevivir el resto del tiempo con otras actividades relacionadas con la fotografía.


¿Y piensas hacerlo desde Londres o volver?

A mí Londres me encanta, aunque también soy muy familiar, muy amiguera y muy venezolana. Estar lejos de mis papás y no ver crecer a mi sobrinita son cosas que me afectan, pero ese es el sacrificio. Creo que no podría hacer nada allá si me voy ahora, aquí puedo desarrollar las cosas que me gustan.


¿Qué les dirías a tus compatriotas que salen de Venezuela por la crisis?

Que hay que tener la mente abierta y adaptarse al lugar donde estás. Es importante tener un balance y disfrutar en cualquier parte, conocer a la gente, la cultura y tratar de ser un ejemplo en el exterior. Hay que hacer que la gente entienda por qué nosotros queremos luchar para que Venezuela vuelva a ser como antes. Tenemos que mostrar una buena cara de nosotros mismos y difundir lo que está pasando, esa es la principal misión que tenemos todos.


Para conocer más de su trabajo visita: www.bettylaurazapata.com