13 °C
Especiales

Consejos para mantener un presupuesto perfecto

|


Por Wilfredo Oseguera

woseguera@hotmail.com


Cada vez que hablo de este tema, lo tomo personalmente para mí, como que cada entrevistado y cada investigación que busco en libros y en personas expertas en el tema de finanzas estuvieran hablando directamente conmigo. El tema es que cuando tratas de ahorrar no puedes, porque tienes tantas deudas que pagar y siempre por alguna razón tienes gastos extras que no esperabas, y por encima de todo nunca pero nunca te rinde el dinero que ganas mes a mes. Los cambios en precios de alquileres en todo el Reino Unido están afectando de manera directa a los migrantes, y por qué no decirlo, al migrante sobre todo español y de origen hispano, ya que por la barrera de la lengua, se reduce más aún obtener un trabajo donde paguen lo suficientemente bien para salir con toda la carga financiera mes a mes.

Para eso tenemos que pensar más allá de lo que se mira en unas cuantas semanas, y no solo en las cosas que se tengan que pagar en un tiempo corto y peor aún en pensar hacer gastos que no fueron contemplados sabiamente y con anterioridad. Y ¿cómo logramos ese nivel de exigencia con nuestras finanzas? La respuesta es sencilla: Elaborando un presupuesto de gastos.

¿Qué es un presupuesto?

Un presupuesto sirve para “organizar esos ingresos limitados, para adecuarlos a nuestras necesidades de consumo, inversión y de ahorro”, expresa Luis Fernando Marín periodista y experto en protocolo y finanzas.

Si tienes pensado realizar un presupuesto mensual debes considerar qué acostumbras gastar, es decir, un registro puntual de tus ingresos y de todos los gastos que realizas durante el periodo referido incluyendo los cigarros, las gomas de mascar, el refresco, la empanadita, el caldo de pollo, la cerveza después del trabajo, todo, absolutamente todo.

A partir de hacer este presupuesto sabrás si gastas más de lo que debes, cuánto dinero necesitas para satisfacerlas, si acostumbras gastar por impulso, en qué conceptos puedes economizar para poder ahorrar y cuál es tu capacidad real de pago.


10 pasos para armar un presupuesto


1.- Ten en mente lo que realmente ganas mes por mes.

2.- A partir de lo anterior, empieza a desglosar o escribir cuáles son tus necesidades básicas y los productos que acostumbras comprar con regularidad cada mes.

3.- Después de saber cuánto dinero necesitas para satisfacer tus necesidades y compras mensuales, tienes que ser muy disciplinado, esto es, no gastar más de lo debido, respetar el presupuesto mensual, sin importar lo que pase o que cosa te gusta mucho, tienes que limitarte.

4.- Cada vez que tengas la tentación de hacer un gasto impulsivo, que esté fuera de tu presupuesto, recuerda tu meta y no lo gastes, huye de ese lugar.

5.- Sé un consumista inteligente, piensa y compara antes de hacer alguna compra para que ésta quede dentro de tu presupuesto, visita varios supermercados, no compres todo en un solo lugar, visita el mercado siempre encontrarás productos más frescos y de menor costo.

6.- Ten en cuenta que las necesidades, ya sea de la familia o de ti mismo, van cambiando con el paso del tiempo, esto te permitirá ahorrar mucho más cada mes.

7.- Jerarquiza los gastos que tienes durante el periodo que comprende tu presupuesto, primero paga los más importantes como alquiler de casa o apartamento, luz, agua y teléfono celular, de allí los demás gastos.

8.- Tienes que ser una persona organizada y moderada en tus gastos.

9.- Si tienes familia, enséñales a tu esposa (o) e hijos el valor del ahorro y la cultura financiera.

10.- Al final del mes analiza si el gasto que realizaste se adecuó al presupuesto con el que contabas. Además puedes ir ajustando tu presupuesto conforme tengas más focalizados tus gastos.


“Los únicos que ganan son las personas que saben presupuestar su dinero”, puntualiza Fernando Marín.