16 °C
Mundo

​Venezuela revisará relaciones bilaterales con España

|


Por Carmen Chamorro García, directiva de ACPE Y CIP, miembro de ADESYD



El Ministerio del Poder Popular para las Relaciones Exteriores de Venezuela ha lanzado estos días un comunicado, al que ha tenido acceso esta corresponsal, denunciando, ante la comunidad internacional, la supuesta pretensión de las altas autoridades españolas en propiciar situaciones de orden humanitario en Venezuela, que justifiquen una intervención internacional. Según reza el citado comunicado: “Rechazamos ampliamente este guión intervencionista inscrito en la Guerra No Convencional contra Venezuela y en tal sentido, se somete a revisión integral las relaciones bilaterales con el Reino de España”.

El Ministerio del Poder Popular para Relaciones Exteriores de la República Bolivariana de Venezuela ha expresado su más absoluto rechazo ante la reiterada y supuesta injerencia del Presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, en los asuntos internos de Venezuela, que viola flagrantemente el Derecho Internacional, pretende ofender la dignidad del Pueblo venezolano, y contraviene las más elementales normas de convivencia que rigen las relaciones entre las naciones civilizadas.

Según el texto del comunicado, el Presidente Mariano Rajoy, “que cuenta con un abrumador rechazo del 75% del electorado español, reincide en su fracasada obsesión de conseguir votos en Venezuela, haciendo de su irresponsable acción en materia de política exterior, un descarado intervencionismo”.

Por lo visto y siempre según el texto del comunicado, llama poderosamente la atención que conviertan en espectáculo, un encuentro de intelectuales realizado hace más de 400 días en la ciudad de Caracas, y que contó con el visto bueno de las autoridades de aeronáutica civil y migratoria españolas de sus ciudadanos asistentes al referido evento.

Por todo ello, el Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela ha instado al Jefe del Gobierno español a que abandone su “show barato” en contra de la Patria de Simón Bolívar, y sea coherente sobre su supuesta postura respetuosa de la libertad de expresión de sus nacionales.