2 °C
Portada

​Propietarios serán multados por rentar a inmigrantes sin “derecho a alquilar” vivienda en UK

|

Así lo dijo David Smith, experto de Anthony Gold Abogados, quien explicó que cualquier persona que incumpla este requisito será multada con hasta £3.000 por cada inmigrante ilegal que resida en su propiedad. El especialista agregó que la única manera de estar seguro y evitar la penalidad es establecer y mantener una "excusa legal" marcando ciertos documentos especificados y mantener copias de los mismos. Si esos documentos demuestran el derecho de estar en el Reino Unido sólo por un período limitado, se deben volver a revisarse periódicamente.

Sin embargo, de acuerdo con un informe de The Guardian, el gobierno ha hecho muy pocos esfuerzos para comunicar estas nuevas obligaciones a los propietarios. Lo que es peor, también se aplicará a las personas que permitan la estancia de un huésped en su propia casa e incluso a los inquilinos en una habitación en su propiedad. De hecho, cualquier ocupación por parte de una persona que esté viviendo allí y lo tenga como su hogar principal es cubierta por esta legislación.

El proceso de comprobación también es complejo, destaca Smith. Un propietario tiene que verificar ya sea un pasaporte o documento de identidad de un país del Espacio Económico Europeo (EEE), un pasaporte con una visa que muestre un derecho de alquiler en el Reino Unido, una tarjeta de identidad solicitante de asilo, acompañadas de un derecho de alquiler, o dos documentos de una lista de otras opciones para aquellos que no tienen pasaportes. Sin embargo, incluso viendo un pasaporte puede ser incierto, agrega el informe. “Hay más de 30 tipos de pasaporte del Reino Unido actualmente en circulación, por no hablar de los pasaportes y documentos de identidad de otros países del EEE. Los propietarios tendrán que ser capaces de diferenciar los válidos de las falsificaciones”, señaló Smith.

Actualmente estas disposiciones sólo se aplican en Inglaterra. El gobierno ha sugerido que se deben aplicar en las regiones descentralizadas, pero sus gobiernos no parecen estar de acuerdo.

Cuando un propietario no es capaz de confirmar el estado de un inquilino en una re-verificación entonces ellos deben informar sobre la situación de esa persona al Ministerio del Interior. Lo que el Ministerio del Interior va a hacer al respecto aún no se ha definido.

Para añadir a la incertidumbre, al proyecto de ley de inmigración que se discute actualmente en el parlamento se sumarán sanciones penales, incluidas penas de cárcel de cinco años más las multas actuales. El papel de los propietarios en la primera línea de control de la inmigración no ha hecho más que empezar un gran debate.


*Fuente The Guardian