3 °C
América Latina

Piden justicia por el caso de brasileño asesinado

|

Por Ulysses Maldonado


La familia de un hombre inocente abatido a tiros por la policía después de los atentados en Londres de 2005 están buscando "justicia y rendición de cuentas" en el Tribunal Europeo de derechos humanos sobre su asesinato.


Jean Charles de Menezes, un electricista brasileño de 27 años de edad, estaba en camino a su trabajo cuando los oficiales le confundieron con un terrorista suicida en medio de una fallida operación de vigilancia de la policía metropolitana en el sur de Londres.


El Señor de Menezes fue forzado a agacharse y ser objeto de disparos siete veces en la cabeza en un tren del underground en la estación de Stockwell.


Murió 15 días después de los atentados suicidas en Londres el 07 de julio de 2005, que dejaron 52 personas muertas y un saldo de 770 heridos.


El caso ha sido llevado por su prima, Patricia Armani da Silva, en nombre de la familia y se escuchará en Estrasburgo después de ser presentado hace siete años.


La cuestión principal será determinada por la gran sala y se refiere a si el Estado no cumplió su obligación de proteger el derecho a la vida bajo la Convención Europea de derechos humanos.


El proceso se examinará el miércoles 10 de junio por sus méritos y accesibilidad.


La Abogada del Señor da Silva, Harriet Wistrich, de Camden Birnberg Peirce, dijo: "la familia de Jean Charles espera que la corte reconocerá que el fracaso para procesar a cualquier funcionario individual en lo referente a su muerte fue una violación del derecho a la vida garantizado bajo la Convención Europea".


El CPS, Crown Prosecution Service, dijo que había "pruebas suficientes para soportar que algún tipo de delito fue cometido por los oficiales de manera individual".


 *Foto Justice4Jean.org