17 °C
Deportes

El Manchester City, campeón

|

Por: Iván Noguera López


Los blues se hacen con el título tras ganar al West Ham (2-0) en el Etihad con goles de Nasri y Kompany


No hubo sorpresas. El Manchester City debía ganar o empatar su partido para proclamarse campeón de la Premier League por cuarta vez en su historia, y así lo hizo. Sabedores de lo que estaba en juego, los pupilos de Manuel Pellegrini no dejaron opción a la duda y dominaron el partido de principio a fin frente a un West Ham que apenas inquietó  el área rival.


 Nasri ponía el primero en el marcador a los 38 minutos para la tranquilidad de sus seguidores, con un bonito disparó desde la frontal ante el que nada pudo hacer Adrián. Con la satisfacción del trabajo hecho, los citizens se dedicaron a disfrutar el resto del partido, saboreando la liga que estaban a punto de conseguir. El West Ham era un mero invitado de honor a la fiesta local. Kompany hacía el segundo gol al aprovechar un rechace en un corner. El capitán redondeaba así su gran temporada -también ganaron la Football League Cup-, llevando a Manchester la segunda Premier en tres años.


 El único lunar que se le puede poner a la temporada de los "sky blues" es su eliminación en los octavos de final de la Champions League contra el Barcelona, eliminatoria en la que rindieron por debajo de sus posibilidades. Si bien es cierto que jugadores como Agúero, Nastasic y Milner no pudieron jugar, se esperaba mucho más de un equipo con tanto potencial económico. No obstante, con la remontada cosechada en liga en las últimas jornadas (gracias a la victoria del Chelsea contra el Liverpool en Anfield), y el título de copa, los aficionados recordarán la 2013-2014 como una gran campaña.


El más tranquilo


Manuel Pellegrini se convirtió en el primer manager sudamericano en ganar la Premier League. Podría haber aprovechado su momento en rueda de prensa para mostrar su inmensa alegría o seguir con la polémica de los últimos meses frente a Jose Mourinho. En cambio, el chileno no se mostró eufórico al ser preguntado sobre que sentía tras el título, a lo que respondió: "Los grandes equipos no pueden estar satisfechos con un título. Es muy importante. Lo celebraremos hoy y mañana y el martes empezaremos a trabajar para la siguiente temporada, porque este club y estos jugadores se merecen más". El carácter del ingeniero, siempre pausado, reflexivo y que se muestra con la misma calma tanto en la victoria como en la derrota. Victoria que en esta ocasión ha sido para el Manchester City