12 °C
Destacados

Inglaterra se atraganta con el mundial

|

Por: Iker Sesma / elcaminantesobreelmardelaniebla



 


 


Captura de pantalla 2014-06-19 a la(s) 23.10.40



Inglaterra, sin merecerlo y haciendo disfrutar de dos partidos preciosos y espectaculares, puede que tenga que hacer ya las maletas si mañana Italia no gana. Así es el fútbol. No esperaba tanto de los ingleses y sin embargo han hecho dos grandes partidos en los que no se han podido llevar ni un solo punto. Uruguay recuperaba a su gran estrella, Luis Suárez y el mejor delantero del momento no decepcionó. Dos veces estuvo a punto de sorprender a Hart de gol olímpico y después no falló. Buen ataque uruguayo en el que Cavani mandaba un centre preciso para que Luis Suarez rematase de forma inapelable en el min.39. Poco antes Gerrard envío una falta al segundo palo para que Rooney se metiera dentro con el balón, pero su remate de cabeza se fue ligeramente elevado y pegó en la cruceta para el asombro de todos los espectadores.  El partido tenia ritmo, tenía oportunidades y el 1-0 sabía a poco. Tras la reanudación, Sturridge y Sterling animaron más si cabe el encuentro, pero fue Rooney quien empató el encuentro tras un pase de la muerte enviado por Johnson. Pocos minutos antes Cavani a punto había estado de sentenciar el partido en un mano a mano con Hart. El gol fue un duro palo para la Celeste que se echó irremediablemente atrás a mantener por lo menos el empate. Inglaterra crecía por momentos y las ocasiones llegaban. Sturridge a punto estuvo de hacer justicia en el marcador, pero Muslera lo impidió una vez más. Y como el fútbol no entiende de méritos, el más grande del partido volvió a parecer. Saque del portero, Gerrard en el salto con Cavani remata hacia atrás el balón y brinda una jugada a su compañero del Liverpool que en el min.84 no perdona ante Hart. 2-1 y Luis Suárez que tiraba por los suelos las aspiraciones del país en el que juega. Luis Suárez ya había dejado su huella en el partido con su actuación y sus dos goles y tuvo que retirarse aquejado de las molestias que le impidieron jugar el primer partido. Mientras, Inglaterra lo intentó hasta el último minuto, pero no parece que vaya a ser éste su mundial. Una pena, porque merecieron más en los dos partidos y han dado partidos para la posteridad, pero están con medio pie fuera a la espera de lo que haga Italia. En el lado uruguayo, dejaron claros síntomas de mejoría respecto a la primera jornada con la entrada de Luis Suárez y atrás mostraron una mayor fortaleza. Es una pena que ya solo queden tres partidos de este grupo tan entretenido.