2 °C
España

Jordi Pujol será juzgado por el juez Ruz el próximo 15 de septiembre

|

Por: Ricardo Miranda


 


 


 


Durante el periodo investigado, Jordi Pujol Ferrusola ingresó más de 17 millones de euros


 


Jordi Pujol Ferrusola, hijo mayor del fundador de Convergència y expresidente catalán, y su esposa, Mercé Gironês, comparecerán el próximo 15 de septiembre ante el juez Pablo Ruz imputados por delitos de blanqueo de capitales y fraude a la Hacienda pública.


Tras casi dos años de investigación, el magistrado de la Audiencia Nacional ha reunido en el sumario una serie de informes policiales que pidió basados en documentación oficial y testimonios de decenas de empresarios interrogados, donde se apunta a un enriquecimiento ilícito del matrimonio.


Todo parte de un expediente abierto por Hacienda desde finales de 2012, en la que se ha estado investigando e interrogando a personas y bancos sobre operaciones financieras de la familia en EE UU, Suiza, Holanda, Reino Unido, Luxemburgo y Argentina.


Hasta ahora, el juez ya ha demostrado que entre 2004 y 2012, Jordi Pujol Ferrusola y sus compañías realizaron 118 movimientos de tráfico de divisas por 32,4 millones de euros realizados a través de tres bancos con salida o destino en Andorra, Luxemburgo, Croacia, Argentina, Uruguay, Suiza, Estados Unidos, México, Francia, Islas Caimán, Reino Unido, Liechtenstein y Gabón.


Además entre 2002 y 2012, las empresas de Jordi Pujol Ferrusola y su esposa facturaron al menos 7,5 millones de euros en concepto de 27 servicios de asesoría e intermediación para ocho entidades mercantiles, todas ellas contratistas de la Generalitat. En ese mismo periodo, Jordi Pujol Ferrusola consiguió cerrar dos operaciones de compraventa de terrenos y de acciones en una empresa de tratamiento de residuos que le reportaron unos beneficios próximos a los 10 millones de euros.


A su vez, el hijo mayor del ex presidente también puso en marcha diversos negocios en Argentina y México en los que invirtió grandes cantidades de dinero cuyo origen, según la documentación que obra en el sumario, todavía es incierto. De hecho, dentro de la investigación judicial que afecta a la familia de Jordi Pujol, el caso de su hijo es la más grave en cuanto a la cantidad de dinero defraudado.


Cabe destacar el dato de que Hacienda ha devuelto 2.137 euros a la esposa del ex presidente de la Generalitat Jordi Pujol, por el impuesto de la renta de 2013.


 


 


La información que delató a Pujol


El origen de la información que delató a los Pujol Ferrusola todavía es un secreto, pero todo apunta hacia algún bancario andorrano. El gobierno de Andorra asegura que colaborará con España, pero, sin embargo, se niega a responder preguntas sobre la causa. Obviamente, la banca tampoco quiere dar explicaciones y se remite a su patronal, que tampoco responde.


Las cuentas de los bancos Andbank y Banca Privada d’Andorra (BPA) son las que han que acabaron destapando los manejos del clan Pujol Ferrusola debido a una publicación de las transferencias realizadas con esas entidades. También son las entidades más agresivas del pequeño país y, desde hace seis años, andan inmersas en una guerra. Cuando no se roban directivos, Andbank y BPA se enzarzan por una compra, como pasó con Inversis Banco.


Pese a esas pujas y los intereses por delatarse mutuamente, un banquero andorrano es tajante: “Solo ellos saben de dónde salió la fuga de información y cómo fue, y así seguirá siempre. Dudo que algún día lo sepamos”.


 


 


Duras críticas del ministro Cristóbal Montoro


La semana pasada, el ministro de Hacienda y Administraciones, Cristóbal Montoro, realizó en el Congreso un dura crítica cargada de reproches contra Jordi Pujol. “No podemos descartar uno o varios delitos. Ha estado 30 años de clandestinidad fiscal. Se justifica públicamente y arremete contra la banca andorrana por dejar al aire sus vergüenzas y, si no se viera obligado, no lo hubiera admitido, porque tengo el convencimiento de que está reaccionando a las investigaciones al sentirse acorralado por la agencia tributaria, las Fuerzas de Seguridad y los servicios que persiguen blanqueo de capitales”, aseguró el ministro.


Aprovechando el escándalo, relacionó el tema con el proceso soberanista en Cataluña y dejando caer que el actual presidente también puede tener las manos manchadas. “Es normal que los ciudadanos se pregunten si los herederos políticos de Pujol no estarán contaminados por esa presunta herencia”, reflexionaba el ministro. Terminó su discurso con expresiones como “Pujol ha engañado a la sociedad catalana y sus votantes”


Pere Macias, en nombre de CiU, respondió haciendo referencia a la diferencia del tono de Montoro contra Pujol frente al que utilizó hace más de un año cuando compareció para informar sobre la situación fiscal de Luis Bárcenas, donde no hubo acusaciones como esas.