13 °C
Cultura

Museum of London

|

Laura Lorenzo


Fue abierto en 1976, los arquitectos fueron Philip Powell e Hidalgo Moya, que realizaron un diseño innovador del museo según el cual las galerías fueron construidas de tal forma que sólo existe una ruta posible para recorrer el museo, desde la era prehistórica hasta los tiempos modernos.

En la era prehistórica o como lo llaman ellos Londres antes de Londres, explora la historia del valle del Támesis desde 450.000 antes de Cristo hasta la llegada de los romanos en el años 50 después de Cristo. En esta sección podemos ver un extraordinario cráneo de toro salvaje que habitó esta ciudad durante 245.000 años o los restos de una mujer Shepperton, una de las personas más antiguas que se ha encontrado en esta región. El esqueleto es de hace 5.640 – 5.100 años de edad y está expuesta junto a una reconstrucción facial.
Después de ésta etapa, se puede apreciar la época romana con un bikini de cuero romano, esculturas de mármol del templo de Mitra o un curioso sarcófago de piedra caliza que contenía los restos de una mujer del sigo IV llegó a Londres desde el oeste, al sur del Imperio Romano. Durante la Edad Media la ciudad fue destruida por los invasores, este fragmento histórico está representado con más de 1.300 objetos expuestos, incluyendo un crucifijo de oro pretendía ser un fragmento de la Vera Cruz. Si seguimos avanzando, nos encontraremos con la galería de la guerra, la peste y el fuego, ubicado en la época isabelina en la que se puede ver un modelo detallado del Rose Theatre, una máscara de Oliver Cromwell o un casco de bombero de finales de 1.600.
Lyon's tea house corner in the People's City gallery
Las siguientes etapas nos muestra como era la ciudad desde 1666 hasta la actualidad. En la primera fase desde 1666 hasta 1850 se explora el rápido crecimiento de Londres, viendo la espada de Nelson, una original puerta de la prisión de Newgate y la asombrosa imagen panorámica de Rhinebeck de 1806. Por la década de 1850, Londres era la ciudad más rica del mundo, esto creó una división entre los ricos y los pobres que se muestra en la galería como una habitación de Charles Booth y al lado un sorprendente ascensor al estilo Art Deco de Selfridges, un símbolo de glamour de la emergente West End. A finales del siglo XX la diversidad de la gente inundaba el corazón de Londres y su identidad, podemos ver los primeros ordenadores de Apple en la década de 1980, en el mundo de la moda se pasa de Biba y Mary Quat de la época de 1960 a Alexander McQueen y Tatty Devine en el 2000.
Esta es la colección permanente, también hay una sección en la que hay diferentes exposiciones. Actualmente se pueden ver varias, como la de Sherlock Holmes que exhibe sus primeras películas, fotografías y pinturas, más algunos artefactos de la era victoriana para recrear el ambiente de la época en la que Conan Doyle se inspiró. La que también se inspiró, pero en este caso del personaje ha sido la fotógrafa Kasia Wozniak, en la que nos muestra una nueva serie de fotografías de moda con la vestimenta del más famoso detective del mundo de la ficción.
El museo de Londres es una institución benéfica, financiada por varias organizaciones, es la fusión de el Museo Guildhall y el nombrado en esta ocasión. Las colecciones de ambos se unieron en la II Guerra Mundial. Se puede localizar en el 150 de London Wall. Este pequeño espacio que actúa como guardián del tiempo se puede ver gratuito.
PÁG 32 FOTO 1