18 °C
Reino Unido

Dinero, la causa de una muerte

|

Elena de Ordanza Hontanilla
ana_elena93@msn.com


FOTO: Mehmet Hassan, víctima de una banda de asesinos


Mehmet Hassan ha sido víctima de una banda de asesinos que decidió la semana pasada acabar con su vida. Los dos hombre y una mujer, pertenecientes a la banda, planearon concienzudamente el ataque hacia este jugador de casinos que había ganado una cantidad nada despreciable la misma noche de su asesinato. Leonie Granger involucrada en la muerte de este padre de tres hijos, sedujo voluntariamente a la víctima y le llevo a una habitación de hotel donde más tarde vería concluir sus días a manos de los complices de Granger.


Kyrron Jackson, 28, novio de de Leonie Granger, y su amigo Nicholas Chandler, de 29, ambos nacidos en la ciudad de Londres, han sido detenidos y declarados culpables de asesinato. Además de este crimen mayor, ambos personajes han sido acusados de conspirar en busca de intentar robar a los empleados de Casinos de Grosvenos, asumen dos cargos de conspiración por tener armas de fuego, y dos cargos de conspiración y perpretación de un crimen. La sentencia se hará publica el día 28 de abril, momento en el que ambos asesinos junto con Granger, entrarán a formar parte de los muchos delicuentes recluidos en la cárcel.


Mehme Hassan había llegado a ganar 15.000 libras en una noche, lo que provocaría que la banda le eligiera como futura víctima, y sufríera una muerte violenta. Hassan había conocido a la manipuladora Granger un mes antes de su asesinato en un casino de Mayfair. La víctima, en el momento de su asesinato, fue amordazado y tratado brutalmente en su propia habitación de hotel. La escena no podía ser más sangrienta cuando los asesinos decidieron grabarse tirando los billetes de 50 libras por toda la habitación, al mismo tiempo que en el suelo se veía un charco de sangre perteneciente al cuerpo sin vida de la víctima.


Un examen post-mortem realizado a la víctima, desvelaba que la causa de la muerte habían sido las heridas provocadas en el pecho y cuello del cuerpo. La policía fue la que encontró el cadáver en la habitación de la víctima, tras varios días sin ninguna noticia de Hassan, sus familiares y amigos intervinieron recurriendo a la policía que acudió al hotel y encontró el cuerpo mutilado. Una de las personas testigos de la actividad de la banda, el señor Aylett, hacía duras declaraciones ante el asesinato llevado a cabo finalmente por los tres delincuentes, “se trata de la culminación de una avaricia despiadada”. Jackson y Chandler ya habían participado este mismo año en dos intentos de robo a mano armada en el mismo casino de South Kensington en enero y febrero del pasado año, su éxito fue muy reducido.


El jurado, en el juicio celebrado en contra de los tres acusados, mostró la película CCTV de las incursiones que ambos delincuentes habían llevado a cabo dentro del casino, así como los clips de Granger y Sr. Hassan juntos durante las horas de casino previas al asesinato. El inspector Andy Partridge declaraba lo siguiente: "Parece por los comentarios hechos por Granger y escuchados por el conductor del taxi en la noche del asesinato, que la banda estaba decidida a encontrar dinero en efectivo, costase lo que costase. Su muerte no tenía sentido, estaba motivada por la codicia de tres personas que se aprovecharon de su generosidad de la manera más cruel imaginable".