20 °C
América Latina

​Nicaragüenses del mundo denuncian represión del Gobierno contra manifestantes

|


P8 PROTESTA NICARAGUA LONDRES CARTEL

Por Arelys Goncalves

Fotos cortesía de Aminah Zamora


Con banderas nicaragüenses y mensajes de solidaridad, varias capitales del mundo se sumaron en un llamado internacional para denunciar, según indican, la fuerte represión de los cuerpos de seguridad contra las manifestaciones. El país se ha visto sumido en una severa crisis, luego que opositores a los recortes del Gobierno de Daniel Ortega tomaran las calles desde el pasado 18 de abril. Pese a los intentos de negociación y a la intervención de la Iglesia como mediadora, no se ha logrado una salida pacífica al conflicto sociopolítico.

Londres se une al grito de rechazo

La capital británica, junto a otras ciudades en España, Francia, Alemania, Bélgica, Austria, Holanda y Suiza, tomaron algunos puntos clave para condenar la acción del Gobierno contra la población. Tal como lo señaló Aminah, una de las manifestantes radicada en Londres, La intención fue "denunciar y condenar la represión y violaciones a los derechos humanos de los nicaragüenses por parte del Gobierno autoritario de Daniel Ortega y Rosario Murillo y expresar nuestro apoyo a las demandas de los nicaragüenses de justicia y democracia".


P8 PROTESTA NICARAGUA LONDRES 2

Una manta blanca con los nombres de los fallecidos fue desplegada en la plaza de Trafalgar en un homenaje llevado a cabo por los manifestantes en memoria de "las personas que alzaron vuelo". Los asistentes a la concentración, algunos nicaragüenses y otros de diversas nacionalidades que se sumaron a la protesta, ondearon la bandera azul y blanco y carteles que tenían mensajes de solidaridad con las víctimas de la violencia: "We stand with you against oppression "(los apoyamos contra la opresión), "Solidaridad desde Inglaterra", "SOS Nicaragua", "Libertad de expresión sin violencia", fueron algunos de las pancartas que destacaron en la concentración que se efectuó desde las 12 del mediodía.

De acuerdo con los datos del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), la cifra de muertos se elevó a 146 a mediados de junio. Los voceros de la organización advierten que este número podría seguir creciendo en vista de que hay denuncias de asesinatos que no han sido confirmadas. Por su parte, Amnistía Internacional ha señalado en un informe publicado el 30 de mayo que constató el caos provocado por armas de fuego durante la marcha del día de las madres, además de verificar que los ataques en contra de manifestantes fueron llevados a cabo por policías y grupos parapoliciales llamados "turbas sandinistas".

Entretanto, el presidente Ortega anunció al cierre de esta edición una propuesta de adelanto de elecciones para el 2019 en un intento por aplacar la situación. El proceso electoral correspondía para el 2021.